Mural de homenaje a los chicos, realizado por el escultor Ricardo Castro – 6 de Octubre de 2007

A un año del accidente los papás de los chicos fallecidos junto al prestigioso escultor Ricardo Castro quisieron homenajear y recordar a los chicos y a Mariana, su maestra, tal y como ellos eran. Una escultura colocada en el Colegio Ecos permitirá recordarlos por siempre, tratando de representar la escencia de lo que fueron. En la base de la escultura, 10 arboles de arcilla copian los 10 arboles plantados hace un año en la escuelita de Quitilipi (Chaco), en recuerdo de los 9 chicos y su maestra. Limones, mandarinas y un pomelo que hoy florecen juntos.

mural_2_g

Esto es lo que dice la placa del mural.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *